El Carrer de l’Anisadeta: la calle más corta de toda Barcelona

share on:
carreranisadetaportada

Cuatro metros. Dos pasos. Un salto. Un pis pas. Un parpadeo lento. Eso es lo que se tarda en cruzar la calle más corta de Barcelona. La afortunada de ostentar tan curioso honor es el Carrer de La Anisadeta y se encuentra en un rincón de la Plaça de Santa Maria, justo antes del Carrer dels Canvis Vells.

De hecho, quizás habrás pasado por aquí muchas veces y ni te habrás dado cuenta de que hay una plaquita anunciando que ese pequeño paso es una calle.

Una calle que, por cierto, tiene el origen de su nombre en una anécdota histórica bastante peculiar. Y es que en el siglo X se encontraba allí una taberna donde una chica servía un famoso anís con el que los trabajadores del puerto y del mar daban por cerradas sus jornadas. Aunque tratándose del único local que existía en la calle, damos por hecho que tampoco tenía mucha competencia a la hora de ponerle el nombre.

anisadeta2
Fuente: barcelonacityblog.com

La calle no siempre fue tan corta, ya que hubo un tiempo que era ligeramente más larga. Esto se debe a que tenía un voladizo con una vivienda, algo muy típico en la Barcelona medieval, y que conserva por ejemplo su vecino Carrer de les Caputxes (lo puedes ver en la foto de portada que acompaña este artículo).

Foto de portada: .shbarcelona.cat

 

Deja un comentario