Abre en Barcelona el primer estudio queer de tatuaje

share on:
Desiderátum

Hace poco abrió Desiderátum, un centro con un sello puramente femenino situado en el número 3 del Carrer Calders. Se trata del primer estudio queer de tatuaje de Barcelona.

La iniciativa busca no solo ayudar a las personas del colectivo LGTB en su búsqueda de encontrar un lugar de confort lejos de los prejuicios machistas, sino que también presta un servicio importante a las víctimas de violencia de género o personas con complejos o problemas derivados de su físico que pudieran sentirse incómodas en centros de tatuajes convencionales.

Desiderátum es una palabra latina que hace referencia a algo que es necesitado o querido. En este caso, las chicas que llevan el estudio lo tienen claro: un control total sobre su cuerpo y su vida. Así reza el lema que llevan por bandera, “My body. My choice” (Mi cuerpo, mi elección). Entendiendo el tatuaje como un símbolo de poder sobre tu propio cuerpo y tus decisiones, Desiderátum pretende enfocar así una liberación para sus clientes de cualquier tipo de atadura. Además, es encomiable el servicio que el estudio dedica a las mujeres que han sufrido violencia de género para convertir esas cicatrices en el inicio de algo nuevo.

Otro servicio que prestan es la reconstrucción del pezón así como micropigmentaciones capilares sencillas a personas que han sufrido cáncer de mama o pérdida de pelo a causa de la quimioterapia.

Fuente: Boadly / Foto: Carles Mercader