Tesoros escondidos: la otra y secreta Sagrada Familia

share on:
Ermita_de_la_Mare_de_D-u_de_Montserrat_Montferri_-_1
Está en Montferri, el arquitecto fue discípulo de Gaudí  y se terminó de construir hace 19 años.

Habida cuenta de que no es posible viajar al futuro y habida cuenta también de que las reconstrucciones virtuales no satisfacen las inquietudes culturales de los más impacientes, te diremos que existe otra Sagrada Familia. No, no una Sagrada Familia a escala 1:40 -que seguro que también-. Ni tampoco un templo de estética similar y mismas dimensiones en otro continente. No, existe otra Sagrada Familia a escasos minutos de coche de Barcelona.

Huelga decir que aparte de ser conocida por su aka (also known as), tiene nombre: es el Santuari de la mare de Deu de Montserrat. Y está en Monferri, en Tarragona. Lejos de todo núcleo urbano.

Montferri-1310_P_1020545

Entre las montañas y los viñedos de una localidad del Camp de Tarragona se yergue un templo llamado (y no respondido) a ser uno de los edificios más emblemáticos de Catalunya. Dicha llamada se efectuó en 1925… y estuvo comunicando hasta 1999, año en el que se terminó el templo. Las obras se paralizaron en 1931 y, entre pitos y flautas, no se reanudaron hasta años más tarde.

El autor o arquitecto de la misma, Josep María Jujol (de quien hace poco escribimos un perfil), bebió del estilo gaudiano para construirla. Bueno, no es que bebiera, es que se emborrachó. No obstante, la influencia fue recíproca: entre ambos existía una estrecha relación laboral. Se dice de Jujol que -con nocturnidad y alevosía- retocaba los balcones de hierro forjado de la pedrera. Para darles la forma y la ondulación que él quería.

20160501_123506

Influencia de uno sobre otro al margen, ambos tenían la misma referencia artística. La más pura posible: la naturaleza. Gaudí decía que había que imitarla. Y expertos señalan que el Santuari de la mare de Deu de Montserrat fue creado a imagen y semejanza de las montañas de Montserrat. Bueno, en líneas generales, los entendidos en Jujol siempre han defendido que su obra está condicionada o influenciada por el paisaje rural del Campo de Tarragona.

Un dato importante que tiene que saber el potencial visitante es que sólo está abierta a visitas los domingos (a no ser que reserves para un grupo de más de 20 personas). La entrada cuesta un euro y se puede entrar entre las 11:30 y las 13:30. Lo decimos, básicamente, porque no es plato de buen gusto comerse dos horas de coche (ida y vuelta) para sólo disfrutarla por fuera.

Montferri-Santuari-Mare-Deu-Monserrat-detall-03_20100323084606