×

ESCRIBE LO QUE ESTÁS BUSCANDO Y PULSA INTRO

Cargando...

Camí de Ronda: el sendero de Historia y de aguas cristalinas que recorre la Costa Brava

Barcelona Secreta Barcelona Secreta

Camí de Ronda: el sendero de Historia y de aguas cristalinas que recorre la Costa Brava

Hace ya más de mil años, se decidió crear un camino que uniera todos los pueblos del litoral catalán, sus playas y sus calas y que, además, permitiera a los pescadores volver sin demasiada dificultad, en el caso de que sus barcos naufragarán al rededor. Su nombre es uno de esos puramente descriptivos que se acuñan con el tiempo: Camino de Ronda quedó grabado a fuego por las bocas de los carabineros y de los guardias civiles que durante los siglos XIX y XX realizaban en él sus rondas de vigilancia, ya que el contrabando y el estraperlo eran muy comunes en la época.

Penicilina, azúcar, café, tabaco o perfume. La belleza que hoy nos atrae de las calas de la Costa Brava, radica en el mismo motivo que las hacía peligrosas y de difícil acceso en aquella época: se trata de entradas de agua recogidas entre rocas y naturaleza. Siglos atrás, tal descripción evocaba el lugar perfecto para acercarse navegando y atracar por unos segundos sin ser visto, el tiempo justo para arrojar la mercancía y volver mar adentro. Hoy, inevitablemente, tal descripción enciende en nuestro imaginario común las alarmas del descanso, de la huida de la rutina y de los placeres más deseados del verano.

Actualmente (por suerte) aún podemos disfrutar de este sendero, (o por desgracia)  porque fue hasta hace muy poco que se ha seguido utilizando con el fin de vigilar el contrabando. De hecho, una de las épocas de mayor actividad ocurrió entre los años 1940 y 1958, cuando la España autárquica de posguerra, que se aisló de la importación extranjera, vivió bajo las penurias de racionalizar los productos, repartirlos injustamente o, directamente, prohibirlos. Tan activo era el circuito de comercio ilegal que, actualmente, los nombres de muchas de las calas que cosen la costa del Camino de Ronda son los mismos con los que se les llamaba en aquél entonces. Por ejemplo, la cala del Tabaco.

Platja d’Aro, Cala d’Aiguafreda, Cala d’Aiguaablava, Cala Pola… Es probable que estos nombres te suenen. Son pedacitos de paraíso que te han debido de recomendar en más de una ocasión y todos ellos paradas que se aparecen ante nuestros ojos cuando recorremos los antiguos caminos de ronda. El sendero entero está marcado: el verde y el blanco indican los Senderos Locales, el rojo y el azul, los caminos de Pequeño Recorrido, y el rojo y el blanco, las partes de Gran Recorrido. Este último es el camino que recorre todo el litoral catalán desde Port Bou hasta el Delta del Ebro.

Camí de Ronda es un lugar ideal para los amantes de la playa y del senderismo. Hay senderos de mayor y de menor dificultad, rutas de mayor y de menor kilometraje. Se puede hacer el recorrido que se quiera. Sencillamente, es un reclamo ideal a la hora de elegir planificar unos días días de vacaciones o cualquier fin de semana libre, si de verdad quieres soltar las piernas, disfrutar del sol y revivir en las mejores aguas de la costa catalana.

Escapadas Guías secretas Qué Hacer