×

ESCRIBE LO QUE ESTÁS BUSCANDO Y PULSA INTRO

Cargando...
Gastronomía

Chicken shop & Dirty Burger: ensúciate las manos con estilo

Paula Fernández Paula Fernández

Chicken shop & Dirty Burger: ensúciate las manos con estilo

En la sencillez está el gusto y este nuevo restaurante especializado en pollos a l’ast y hamburguesas, lo demuestra.

En un panorama gastronómico en el que las cartas quedan invadidas por tartars, ceviches y raciones con el apelativo gourmet,  parece imposible que algo tan sencillo como los pollos y las hamburguesas pueda asociarse a lo chic. Sin embargo, es posible  y Chicken Shop & Dirty Burger, ubicado en la Plaza Duc de Medinaceli, lo evidencia.

Chicken shop & Dirty Chicken

Si eres una persona inquieta, de esas que no quieren ir donde come todo el mundo pero que a la vez disfruta con un ambiente lleno de vida, este es el sitio. El local es recogido, al más puro estilo neoyorkino: paredes de ladrillo, tuberías y bombillas al desnudo, taburetes acolchados en rojo…Se nota que es obra y gracia de Soho House & Co, un exclusivo club privado asociado al mundo de la cultura, el cine y la moda que acaba de aterrizar en Barcelona y ya ha abierto sus puertas en la misma plaza.

Chicken shop & Dirty Chicken

Seguramente estés pensando que algo tan cool cuesta un ojo de la cara pero nada más lejos de la realidad. Como hemos dicho, en la sencillez está el gusto y si bien su carta es breve, también es muy económica. La elección es sencilla. Pollo asado o sus tres tipos de hamburguesa por un precio aproximado de 15€ (como máximo) el festín.

Pollo…No hace falta haber visto Breaking Bad para descubrir el poder de convocatoria de esta palabra. Probar el de Chicken Shop & Dirty Burger tiene un problema y es que una vez catas la materia prima de calidad, no puedes bajar el listón. La carne que utilizan procede en su totalidad de Empordà y antes de asarlos, los maceran durante una noche entera con una salsa marinada especial. Además puedes acompañarlo con dos salsas caseras muy suculentas: una picante (¡mucho!) y otra ahumada.

Chicken shop & Dirty Chicken

En cuanto a las hamburguesas, tenemos un aviso que dar: están hechas para ensuciarse. Tienes tres tipos a elegir: la clásica Cheeseburger inundada en queso ¡Mucho más del esperado!, la Dirty bacon y la Dirty veggie, con champiñón Portobello a la parrilla y rúcula; perfecta para los que se encuentran en plena Operación Bikini pero tienen mono de algo que llene. Por cierto, cada mes ofrecen dos hamburguesas especiales que se salen de la carta habitual y, aunque no figure en esta, tienen unas croquetas caseras que están dando mucho que hablar.

También podéis decir que ademas cada mes se ofrecen 2 hamburguesas especiales y que siempre hay croquetas caseras que no constan en la carta pero estan buenisimas!!!! Tienen muchisimo exito.

Chicken shop & Dirty Chicken

Si no has tenido suficiente con el orgasmo cárnico del pollo asado o las hamburguesas (lo cual es muy difícil) puedes probar uno de sus cócteles o la apple pie al más puro estilo Hollywood ¿Quién dijo que había que viajar al otro lado del charco para vivir el American foodie dream?