¿Cómo es esa castanyera a la que la camisa le queda pequeña?

Hay figuras que son dignas de estudio, como la Castanyera.

Primero, antes que nada, dale al play:

¿Qué sientes? Supongo que una de las primeras palabras que se te vienen a la cabeza es nostalgia. Nostalgia por esa infancia que se nos fue y parece que ya no podemos atrapar. Es normal, pasa con esta y con cualquier canción que escuchamos en nuestra niñez y recuperamos después de tanto tiempo.

Pero no es eso solo, ¿verdad? Hay cierta fascinación, cierto misticismo en torno a la figura de La Castanyera. ¿Quién es ese personaje? ¿De dónde viene? ¿Por qué narices la camisa le queda pequeña y la falda le hace campana? Nosotros nos quedamos absortos en la letra y la escuchamos una y otra vez. Y mira que es una tontería, pero no hemos podido evitar investigar.

Descubriendo a La Castanyera

Más perturbador es que es más fácil encontrar en internet un juego para vestirla aparentemente educativo (no es coña, y dudosamente apto para todos los públicos) que los orígenes de la figura. Así que nos hemos puesto a pensar y hemos concluido todo esto:

– A la castanyera le regalan la ropa, o desde luego tiene un pésimo sentido común a la hora de seleccionarla. O su lavadora se la ha liado parda. Porque no da una. Lo que nos extraña es que no lleve zapatos de payaso puestos, ya que estamos.

– Para su edad, está hecha una jabata. Montaña para arriba, montaña para abajo. Tiene más resistencia que muchos atletas olímpicos. De hecho, ¿por qué no la mandamos a competir en marcha? Yo creo que daría el callo.

– Le va la marcha. Y mucho. ¿O qué mujer de su edad se pondría a girar así?

– Y desde luego, tiene que estar forrada. Porque vender castañas en la plaza es tener una ubicación comparable a la de Amancio Ortega. ¿Cuánta gente le comprará?

– ¡Que nos aspen si sus castañas no son las mejores que hemos probado nunca!

Sea como sea, nosotros la seguiremos queriendo igual. Y nuestros hijos seguirán bailando con ella. ¿O no?

(Visited 3 times, 1 visits today)

You May Also Like

La escalofriante profecía que pesa sobre el Liceu

La maldición del Liceu podría erizar el vello de un imberbe, hacer castañear los dientes de un desdentado ...

Hacer caca en la calle

Quien avisa no es traidor: Hacer caca en la calle está prohibido

Barcelona ha pasado por mucho en su historia. Ha visto demasiadas cosas, y ponemos la mano en el ...

Sant Felip Neri

Los agujeros de la Plaça de Sant Felip Neri, ¿conoces su origen?

Seguro que alguna vez te has dejado caer por la Plaça de Sant Felip Neri en el Barrio Gótico, ...

';return t.replace("ID",e)+a}function lazyLoadYoutubeIframe(){var e=document.createElement("iframe"),t="https://www.youtube.com/embed/ID?autoplay=1";t+=0===this.dataset.query.length?'':'&'+this.dataset.query;e.setAttribute("src",t.replace("ID",this.dataset.id)),e.setAttribute("frameborder","0"),e.setAttribute("allowfullscreen","1"),this.parentNode.replaceChild(e,this)}document.addEventListener("DOMContentLoaded",function(){var e,t,a=document.getElementsByClassName("rll-youtube-player");for(t=0;t